Cómo proteger a los gatitos callejeros

Si realmente quiere ayudar a los gatitos callejeros, déjelos en paz. La calle es su entorno y saben cuidarse. Tenga en cuenta las siguientes recomendaciones.

  1. Deje a los gatitos solos y observe desde la distancia durante 6 a 8 horas. ¡Recuerde que mamá también tiene que comer! Es probable que encuentre comida para poder seguir alimentando a sus bebés. Mamá puede ver a los humanos como depredadores y no regresará mientras usted esté presente o sobre sus gatitos. Tenga en cuenta que, a menos que vigile el nido durante las 6 horas completas sin descansos, es muy probable que la extrañe. Si los gatitos son fornidos y están contentos, es probable que mamá los esté cuidando.
  2. Si los gatitos están en peligro inmediato debido a su ubicación, muévalos a un lugar seguro cercano. De esa manera, la mamá podrá encontrarlos fácilmente cuando regrese. Recordatorio: Mamá generalmente no pondrá a sus gatitos en peligro inmediato, así que sopese los riesgos antes de intervenir.
  3. Si los gatitos parecen sucios, descuidados, enfermos o heridos, algo podría haberle pasado a su mamá. En ese caso, comuníquese con el departamento estatal de bienestar animal para que los recojan.
  4. Si ve a la mamá, ¡deje en paz a los gatitos! Si mamá parece tener dificultades para cuidar a los gatitos, puede ofrecerle comida y agua de manera rutinaria en un área accesible que no esté demasiado cerca del nido para evitar que posibles depredadores encuentren a los gatitos. 
  5. Una vez que los gatitos alcancen las 8 semanas de edad, lleve humanamente a toda la familia para que esterilicen a su mamá y la devuelvan a su vecindario y coloquen a los gatitos en adopción. Esterilizar y liberarlos es el método más humano para evitar que los gatos y los gatitos entren al refugio en primer lugar. ¡De esa manera pueden seguir viviendo una vida larga y feliz!